Como docentes, ¿no nos resulta incómodo el poco tiempo del que disponen nuestros alumnos para hablar de sí mismos, para sacar a la luz sus sentimientos, para que podamos entender cómo se sienten?

 

Esta actividad está planteada para realizar al principio en parejas, mientras que la última fase es responsabilidad del alumno.

 

En la primera fase, los alumnos se juntan en parejas y se retratan mutuamente en un folio DIN A4. Una sesión suele ser suficiente para explicar la tarea y realizar los dibujos (preferiblemente a color).

 

En la segunda fase, cada alumno debe de describirse poéticamente. Para ello, he optado por que escriban poemas de tres estrofas. En la primera, se describen físicamente; en la segunda, muestran los rasgos más característicos de su personalidad. Para elaborar estas dos estrofas es importante hacerles ver que tienen que ser autocríticos y resaltar aspectos tanto positivos como mejorables. El sentido del humor es fundamental. Por último, la tercera estrofa es de temática libre (inquietudes, aficiones, expectativas, familia...).

 

Esta actividad es propicia para trabajar la metáfora.

 

Puede resultar útil mostrarles algunos ejemplos de autorretratos poéticos como el de Neruda o Cervantes.

 

Site de la actividad